Mass Effect Andromeda – Peebee cosplay tutorial: Chaqueta

Hacía mucho tiempo que no hacía un cosplay cagaprisas y ya iba tocando,¿no? Sobre todo porque, a ver, ES MASS EFFECT, ¿qué esperabais? Tengo el hype por las nubes, así que estoy aprovechando que llevo una época bastante inspirada para meterme caña.

Siempre había querido hacerme a una asari (ya me hice una hace años, pero iba con capucha, así que no cuenta) y ahora que tengo el patrocinio de Formx, pues me siento bastante más confiada para meterme en el fregao de hacerme sus tentaculillos. La ropita de Peebee me encanta, me he enamorado de ese personaje desde el primer día en que lo vi (a lo mejor luego en el juego es una petarda) y, por eso, me estoy esforzando mucho para terminarla antes del estreno del juego. ¿Lo conseguiré? Ya lo veremos, Lisa. Sólo el tiempo y el insomnio lo sabrán.

En fin, esta chaqueta que os voy a enseñar hoy es la segunda que he hecho porque el color de la primera era precioso, pero lo escogí sin tener referencias claras (el jaip) y, al salir el segundo trailer, me di cuenta de que me había colado un poquito.

También es que esta prenda tiene un color bastante puñetero porque es justo un tono de morado que se ve más rosado o más azulado según la luz que le dé y el efecto entre la luz cálida y la luz fría es bastante dramático.

Por suerte o, mejor dicho, gracias a mi infinita paciencia y al TOC, acabé encontrando una tienda de tejidos francesa donde vendían el tono exacto de polipiel que estaba buscando. De hecho a lo largo de este tutorial iréis viendo cómo en algunas fotos se ve más rosa y en otras más morada. ¡Magia!

Con esa polipiel más la de efecto taladrado negro y otra plateada con aspecto de fibra de carbono de la tienda de Sae (Antoñita Jiménez), ya tenía los materiales para empezar.

Lo primero que me hice fue un esquema de los patrones a escala en un folio para tener un idea preliminar. Después los pasé a una cartulina a tamaño natural.

Media parte delantera, media parte trasera y el patrón de manga..

La manga me salió un poco larga y, aunque no se vaya a ver en el tutorial, hay un momento en que la acorto. Pero no tiene mayor importancia. Simplemente el puño tiene que estar unos centímetros más arriba.

Como veis, lo que hice con la manga fue recortar un trocito de un lado y pasarlo a otro para que la costura quedase a un lado de la codera y no pasara por el medio. Truquillos. También, como el hombro de esta chaqueta es bastante estrecho, añadí un extra al patrón de la manga por arriba para contrarrestarlo.

También uní las piezas delanteras y traseras del cuello para configurarlo mejor.

Con esto ya tenía preparados los patrones para hacer el forro, que es una versión de la chaqueta con el mínimo de piezas posible y sin detalles. Sólo conservando las pinzas porque son imprescindibles. Las partes delantera, trasera y las mangas van en tela de forro y el cuello y los puños en polipiel para que se vea más bonito.

Toda la zona del cuello y el reborde que baja hasta la cadera lo uní a una pieza de foam para darle consistencia.

Una vez pasadas a tela las piezas del forro, las uní.

Las costuras que hay en la parte superior e inferior del centro de la espalda se hacen porque justo en el medio se suelen añadir uno o dos centímetros extra para que el forro  no quede apretado. Entonces se hacen unas pincitas arriba y abajo para que la forma cuadre con la original de la chaqueta y luego encaje bien con la parte visible. Mejor os dejo una foto del libro “250 consejos y técnicas de costura” de donde aprendí esto.

Y así quedó el forro. Esta sería la parte bonita.

Y así es como realmente se colocaría el forro con respecto al cuerpo y al resto de la chaqueta: Con las costuras y todo lo feo mirando hacia fuera. De esta forma, quedará enfrentado a las costuras interiores de la chaqueta de polipiel y se verá todo bonito por dentro y por fuera.

Con el forro ya terminado, me dispuse a hacer la chaqueta propiamente dicha con todas sus piezas y detalles.

Con los costadillos adyacentes a la sisa hice algo parecido a lo del cuello de antes: como me cuadraba bastante bien, los uní los de la parte delantera y la trasera en una sola pieza.

Entonces hice los vivos forrando uno que había comprado en la mercería con la misma polipiel morada de la chaqueta y los fui colocando entre las costuras de los costadillos y en el cuello.

¡Me encanta usar vivos! Me parece que le da a las prendas un aspecto muy profesional. Los pongo siempre que puedo y, por supuesto, cuando el diseño los pide.

Después fui añadiendo los detalles con texturas: todos los cuadraditos en polipel negra y de efecto de fibra de carbono.

La verdad es que me parece súper difícil explicar cómo se instalan estos adornos tan pequeños, así que he sacado un montón de fotos a ver si una imagen vale más que mil palabras.

Pegué la tela negra taladrada sobre una polipiel gris para coserla mejor.


Después de añadir cada pieza, hice una costura alrededor que es tanto decorativa como de refuerzo y le da un acabado mucho más cuidado.

Antes de cerrar las mangas y todo, cosí unos ojales en las partes donde esta chica lleva LEDs (espalda y mangas) para poder meter el cableado hacia dentro y que se note lo menos posible.

Y, con todas las piezas de la chaqueta preparadas con sus detalles, me dispuse a unirlas.

Por último instalé las mangas, aunque de eso no tengo foto. La cuestión es que con el forro hecho y la parte visible de la chaqueta terminada, sólo faltaba unirlos. Para eso,coloqué las partes bonitas, por decirlo de alguna manera, enfrentadas y las cosí por los bordes exceptuando las mangas.

Dejé la parte baja de la espalda sin coser para poder sacar la chaqueta de dentro a fuera.

Y antes de darle la vuelta, recorté el sobrante de la costura para que no hiciera bultos indeseados.

Después de darle la vuelta cerré la parte baja de la espalda e hice una costura de refuerzo por todo el borde unido.

Entonces cerré las mangas.

Uní el forro y la parte exterior con una costura en zigzag para que mantuviera la elasticidad y no me apretasen al ponérmelas.

Puse todas las costuras de adorno que discurren por el borde interior de la chaqueta.

Y, para terminar, le puse dos botones automáticos para podérmela cerrar.

¡Y ya está! Aún me falta por añadir un par de detalles, accesorios y la iluminación, pero en lo que se refiere a costura, la chaqueta está terminada.

Ahora mismo esta es la imagen más clara de la que dispongo. Ya actualizaré con mejores fotos cuando tenga el cosplay acabado.

Ya veréis que risas para hacer la cabeza de asari. ¡¡Que yo nunca he hecho cosas de esas!! Ahora mismo estoy con los lekkus de mi twi’lek y aún no hemos pasado al látex. Seguiremos informando.

¡Gracias por leer! Espero que esta explicación os haya sido útil. ¡¡Y VIVA EL HYPE DE MASS EFFECT ANDROMEDA, COÑAAAAAA!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio