13.1.17

El infame blackface en el mundo del cosplay.


Y ooooootra vez ha vuelto a saltar la polémica entre las polémicas, el drama entre los dramas. A raíz de un excelente cosplay de Sombra (Overwatch) fielmente ejecutado por Pion Kim. Tal fielmente que ha cometido el error de caracterizarse imitando el tono de piel del personaje. ¡¡Y el mundo se ha vuelto loco!! Por quincuagésimo cuarta vez los estadounidenses se han llevado las manos a la cabeza, los europeos nos las hemos llevado también porque los primeros se mosquean y a Maggie le dio la risa.



¿Qué es esto?, ¿qué está pasando? Me gustaría arrojar un poco de luz sobre el tema. He leído a muchos compis españoles poniendo el grito en el cielo en twitter y en sus blogs por percibir el rechazo estadounidense a este tipo de caracterizaciones como una soberana estupidez. Bueno, vamos a ver, "vamo a calmarno" y empecemos por el principio:

El término "blackface" proviene de una forma de maquillaje que surgió en el mundillo del espectáculo de la América del siglo XIX y consistía en que los actores blancos se pintaban la jeta de negro para ridiculizar a las personas de dicha raza. De esta forma, generaban perniciosos estereotipos - véase el clásico negro "comesandías" despreocupado, holgazán, alegre - en contraposición con la cruda realidad en la que se veían envueltos. Estereotipos que hicieron tanto daño, pero tantísimo daño, que en la actualidad aún perduran. Y no sólo ocurría con las personas negras, sino también con las asiáticas, que bautizaron a esta práctica como "yellowface" desarrollando estereotipos como que todos los asiáticos saben artes marciales o que los hombres de dicha raza son afeminados. ¿Os suena?

Estamos hablando del siglo XIX, que aún está muy reciente. Es más, a inicios del siglo XX en el cine se siguió practicando en detrimento de actores de raza negra y asiática. Es decir: actores blancos se seguían pintando para llevar a cabo papeles que perfectamente podrían haber sido llevados a cabo por personas de la raza a interpretar.
Y, hablando de fechas, la esclavitud se abolió en Estados Unidos en 1863. Hace apenas 153 años. Estos problemas aún están profundamente arraigados en la memoria colectiva de EEUU y están mucho más cerca de lo que creemos.

Cosplayer: Pion Kim

También hubo casos de "blackface" en Europa (sobre todo en Gran Bretaña), en Sudamérica y en Asia. Pero en Estados Unidos hay una cosa muy guay y muy poderosa llamada Hollywood que ha sido la maquinaria que ha continuado perpetuando estos estereotipos a lo largo de nuestras vidas y contra la que, muy poco a poco, han ido alzando sus voces actores de diversas razas. Mirad, por ejemplo, esta entrevista a Daniel Dae Kim de "Lost" en la que habla de lo difícil que es que te den un papel siendo asiático que no consista en hacer artes marciales o gilipolleces.

Por lo tanto los antiguos clichés siguen muy presentes y la lucha por acabar con esta opresión racista se mantiene a la orden del día. 

Yo tuve la oportunidad de juzgar un concurso de cosplay el año pasado en Winter Freak (Murcia) en compañía de dos cosplayers estadounidenses. Evento al que nuestra compañera Anna Chamy tuvo la inmensísima mala suerte de ir disfrazada de Tiana con una caracterización acojonante. Bueno, amigos, la que se montó fue minina y nos pusimos todos muy tensos. Pero fue bastante edificante porque en un momento Riddle me dijo: "Tú imagínate que viene aquí un señor disfrazado de Adolf Hitler, ¿cómo te sentirías?". Y dije: "Joder, me has abierto los chakras".
Ya sé que quizás nosotros en España no nos vayamos a poner como locos al ver a una persona disfrazada de nazi (en Alemania sí que se montaría la de dios es Cristo. Porque allí no sólo es ofensivo sino que es ilegal), pero creo que ese ejemplo es bastante adecuado y, creedme, por primera vez conseguí empatizar con este tema y comprender los sentimientos que despierta el "blackface" en EEUU. Puede que ejemplo más esclarecedor para los cosplayers españoles sea el nivel de mal gusto que provocaría ver a alguien disfrazado de etarra o de Franco. 

¡¡Son muchas culturas!! En Europa esto nos parece ridículo porque ya lo tenemos más que superado o yo que sé; pero en Norteamérica es un tema muy delicado y ofenderse sin saber me parece igual de peligroso que imponer, como hacen los estadounidenses, sin concer nuestra realidad.

A los Norteamericanos, por su bagaje cultural y social, les cuesta horrores ver un homenaje cuando un cosplayer se caracteriza de una raza. Lo consideran apropiación cultural, lo ven como una forma de marginar a las personas pertenecientes a una raza sea en el contexto que sea y la intención con la que se haga les da igual. Está mal y punto.
Por ejemplo, estas fotografías de Michael Jackson con motivo de su vídeo "Black Or White" fueron muy aplaudidas porque el chaval aparecía vestido a su manera rodeado por miembros de distintos colectivos. "Apreciación, no apropiación" es su forma de entenderlo, o sea, que una cosa excluye a la otra y punto pelota.


Su solución a esto en el mundillo del cosplay consiste en que te puedes hacer al personaje que te de la real gana, pero sin imitar su tono de piel. Que, oye, también puede ser muy bonito.

Costume by: MaiseDesigns
Cosplayer: Amiehabit
Photographer: Scott English Photo
Peeero, para más inri y a colación de lo anterior, os hablaré de otro término que se ha puesto muy de moda últimamente debido al próximo estreno de Ghost in The Shell: El "whitewashing". Esta práctica consiste en utilizar a actores blancos, sin caracterizar ni nada, para papeles de personajes originariamente de otras razas. La gente está cabreada porque, en vez de utilizar a una actriz de origen japonés y rasgos orientales para Motoko Kusanagi, han cogido a Skarlett Johansson. Al igual que cuando utilizaron a Tilda Swinton para el papel de El Anciano en Doctor Extraño. 


Turno de preguntas:

  • Pero, Laura, si está tan mal visto que nos disfracemos de personajes de otras razas, ¿por qué no ven mal que vayamos de asaris, twi'leks, orcos de mordor, elfos, etc?                                           Pues porque, según tengo entendido, resulta que este tipo de razas son de origen fantástico y no han recibido ningún tipo de opresión en la vida real. Así que por eso no pasa nada si nos queremos pintar de azul, de fucsia o de arcoiris.

Cosplayer: Rana McAnear.
Photographer: SoulFirePhotography

  • Pero, Laura, las mujeres también somos un colectivo oprimido, ¿por qué no está mal visto disfrazarse de mujer o hacer crossplay?                                                                               Porque nuestra querida sociedad patriarcal todavía no se ha enterado de que estamos oprimidas, así que pasan del tema y punto. Aunque luego está mal visto que un hombre se disfrace de mujer y se considera ridículo (ahí también hay tema para pensar). Pero dadle tiempo al tiempo y a lo mejor dentro de cincuenta años aparece el "womanface" o el "blackpussy", yo qué sé.

  • Si el "blackface" dice que no te puedes caracterizar como personas de otras razas y el "whitewashing" que personas de una raza no pueden hacer el papel de personas de otra sin caracterizar, ¿sólo pueden representarse personas de una raza por artistas de su misma raza?Efectivamente. Y en eso "Lost" lo petó porque usó a actores de distintas procedencias como personajes de las mismas y todo el mundo estaba la mar de contento.

Cosplayer: k-o-u antes de la difamación.
Cosplayer: k-o-u con su versión en rojo para no ofender.
Foto por: Akumanokeki.
Total, que la cosa es complicada, es un tema cultural delicado y, aunque a los europeos nos parezca una soplapollez, tiene su miga. ¿Conseguirán los americanos convencernos de lo mal que está esto?, ¿El resto del mundo logrará hacerles comprender que es un homenaje con la mejor intención del mundo? Ya lo veremos, Lisa.

He quitado mi opinión personal de este post porque creo que no soy quien para sentar cátedra. Yo soy una persona blanca y pertenezco al grupo opresor, así que esto es lo que hay y procesadlo como mejor os parezca.

6 comentarios:

  1. kat blaque tiene un vídeo que en mi opinión explica genial la posición que tiene mucha gente en EEUU sobre esto, a mi me ayudó un montón a entenderlo (https://www.youtube.com/watch?v=iPEseslDw4o si alguien quiere verlo).

    Básicamente: blackface/yellowface está siempre mal, por los motivos que señalas, y si eres blanc@ y quieres hacer cosplay de un personaje de color, puedes hacerlo sin cambiar tu tono de piel y aceptar que no vas a ser igualit@ que el personaje, igual que si una cosplayer negra quiere ir de wonder woman o de sailor moon no se pinta de blanco, y se resigna a no parecer "canon"

    Ahora, en casos como el de Pion Kim, que está claro que la chica lo ha hecho por ignorancia y no con intenciones de hacer daño o causar polémica, reaccionar con tanta agresividad como han reaccionado algun@s me parece demasiado. Tienen que entender que fuera de EEUU hay gente que ni siquiera ha oido el término "blackface".

    Pero vamos, que como chica blanca que soy tampoco me parece que mi opinión tenga mucho peso en este tema

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, por lo que he visto, da igual el contexto, está siempre mal. Y, efectivamente, quizás no pintamos nada hablando de esto siendo personas blancas.

      Eliminar
  2. Por suerte las personas que creen en estas cosas de apropiación cultural por cosplays y cosas así son muy pocas, solo que gritan mucho para dar sus puntos de vista y parecen más. Mi opinión es que no hay que hacerlos ni puto caso, así de claro, así de simple. Estas personas tiran el trabajo de otras porque sí, y dicen que una persona blanca se haga cosplay de una negra es horroroso pero si es del revés la aplauden por no encasillarse y romper moldes. Y con todo igual, es pura hipocresía de gente que solo busca atención a base de crear controversia. Si lo haces desde el respeto te puedes hacer el cosplay de la persona que admires, da igual que sea una persona negra, y tu seas blanco, que esa persona sea delgada y tu seas gorda, que esa persona sea alta y tu baja...

    ResponderEliminar
  3. Aceptamos en el mundo del maquillaje el countorning y el strobing como formas de iluminar y contornear nuestro rostro para darle una apariencia que en realidad no tiene, pero países como Estados Unidos no puede aceptar que queramos maquillar nuestra piel para imitar el color de un personaje al que queremos representar fielmente.... El maquillaje, al igual que la confección, no deja de ser un arte que nos permite llevar a la realidad un personaje de ficción, pero parece que siempre tendremos el mismo problema de personas que quieren provocar conflictos sobre el tema. Yo que se, con lo fácil que sería que la gente tuviera la libertad de hacer lo que quisiera sin hacer daño a nadie y parece que siempre hay que complicarlo todo un poco más. Yo, personalmente, no entendí porque se le echaron los leones a k-o-u ya que estaba flipando con su cosplay y se me caía la baba de como había maquillado y dado los diferentes matices a su piel, sin embargo se le echaron al cuello y creo que deberían abrir los ojos porque nadie estaba insultando ni infravalorando a la gente de piel oscura....

    ResponderEliminar
  4. Ah y querría puntualizar que decir que el blackface es un problema cultural de estados unidos no me parece muy correcto cuando en españa por ejemplo hasta hace nada de nada en todas las puñeteras cabalgatas teníamos un rey Baltasar que era una persona blanca haciendo blackface... y de hecho hay ejemplos de blackface, brownface y yellowface por toda la historia europea

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He puesto que en Europa, en Asia y en otros sitios también ha habido y sigue habiendo. Pero tampoco me quería enrollar excesivamente.
      Por supuesto que los baltasares de las cabalgatas son blackface.

      Eliminar